logoIntipucacity.com
plantillav5

Reflexión Dominical; Domingo 15 de Noviembre, 2015

Escrito por: Padre Vidal A. Rivas | 19/11/2015

...

Columna


- La vida de los seres humanos que viven equivocados, viven pensando en las guerras, el cómo aun mentar sus arsenales, el cómo sean más eficientes, para dominar al mundo, para someter a los otros y ser los números uno en el mundo, sin buscar, como solo los uno, en justicia, en amor, el respeto a los otros y no estar sometiendo a nadie.

- Hoy nuevamente hemos visto por medio de la noticia como en Francia se vive un nuevo episodio de violencia, una ciudad alarmada. Todo esto nos asusta y nos pone en alerta, pero los gobiernos grandes no paran de hacer violencia por el mundo y el fruto de la violencia es esto, que se levanten otros grupos que están lastimados y llevan dentro la sed de venganza. Hoy es tiempo que vivamos la civilización del amor.
- Nos encontramos ya a las puertas de cerrar nuestro año religioso, o año Litúrgico, ya que el otro domingo es el Domingo de Cristo Rey de las Naciones, a quien debemos darle nuestra vida.

1) Lectura del Primer Libro de Samuel 1:4-20
- Elcana que es el esposa de Ana, esta viviendo la misma situación que el pasó a Abraham con Sara cuando también, Sara era despreciada por su nodriza que estaba embarazada y ella no. Hoy en este caso también Ana, sufre el desprecio, todo en algo que ellos mismo se lo han buscado, como sucede en la actualidad de muchos hombres que embarazan a la amante y hacen sufrir a su esposa y el hombre desde su irresponsabilidad se enoja.

- Muchas mujeres en el Antiguo Testamento, cuando no tenían hijos se veían como las maldecidas, las olvidadas de Dios, caminaban con pena y frustración, como es el caso de Ana hoy en esta ocasión; y por más que su esposo le habla, le enamora ella no tiene consuelo, y por eso es medio del llanto le ora a Dios todos los días.

- Ana, que se encuentra en esta ocasión en la ciudad de Silo va al templo donde esta el sacerdote Helí, y en ese templo ella se arrodilla con fe, para contemplar a Dios y luego de llenarse de Dios le va a pedir, que mire su pena, que le quite su dolor, que le regale un hijo y que ella se lo va a consagrar para el servicio religioso.

- Ana, que no para de orar, de hablar con Dios y mira fijamente al lugar sagrado del templo; mientras que el sacerdote Helí, como muchos sacerdotes que habemos, no tenemos el contacto con Dios, sino que somos funcionarios, unos asalariados, que nos hace falta fe, y las personas humildes como Ana que nos dan lecciones de intimidad con Dios no las comprendemos por no estar a la altura y las juzgamos y las tratamos como lo que le pasa a Ana, de ser sacadas del templo, por no poder comprender los designios de Dios y creernos los dueños de la verdad.

- Ana le da una lección al sacerdote, y como fuera de bueno que vinieran muchas Anas a nuestros templos y nos dieran lecciones como esta: Hoy en verdad se necesita otra Ana, que llegue a nuestras iglesias, donde habemos cantidad de sacerdotes asalariados, que ni siquiera están en los templos, viven de vacaciones o en su casas o mal gastando el tiempo; y al menos este estaba en el templo, no hacía bien el trabajo.

- El sacerdote Helí, luego que converso con Ana, que tuvo un encuentro cercano con ella, cuando entró en empatía, que hubo pastoreo, interés por ella, y se dio cuenta que aquella mujer estaba ungida por Dios y que su pena que le embarga su alma la ha llevado a ser fuerte, ser una mujer de fe, y desde su humildad ha pulido su esperanza, que a pesar de su vejez no se ha cansado de esperar y de confiar en Dios que su ser no será abandonada, por eso el sacerdote al ver los ojos de ella, escuchar su voz, con pena de él; pero al mismo tiempo entendiendo a la mujer y reconociendo las maravillas de Dios le va a decir, vete en paz, que se haga como has creído y es por eso que esta mujer se va a la casa de su esposo donde están hospedados, pero al regreso a su tierra de Rama ella queda embarazada y luego va a dar luz a su hijo Samuel, que será el profeta que va a ungir a Saúl y al Red David.

2) Lectura de la Primera Carta a los Hebreos 10:11-18
- Los sacerdotes, domingo a domingo o diario ofrecemos oraciones por los pecados personales y por los del pueblo, mientras Cristo como el verdadero sacerdote y único en su clase, nos ha lavado nuestros pecados y nos a purificado con su sangre, y ha sido sentado a la derecha del Padre, para luego recibir su gloria, donde cada uno le daremos cuenta.

- El escrito sagrado nos hace ver que Dios pondrá en nuestra mente, como en nuestro interior sus normativas de vida, que solo su Palabra nos puede dar, para tener vida.

- Hay cantidad de iglesias que enseñan una doctrina que no es la de Jesucristo, no es la doctrina que se expone hoy en esta carta; porque aquí lo que aparece es que tengamos, plena seguridad, verdadera confianza, que hemos sido purificados, limpios por la sangre del Sumo Sacerdote, que también es cordero, de que la cruz es el altar donde ha inmolado su vida por la nuestra, dándonos la salvación, pero nos toca a nosotros el tener fe, confianza y tener nuestro corazón limpio en la presencia de Dios, y delante de nuestros semejantes.
- La asamblea de fe, lo que necesita además de tener fe en el Señor es absoluta confianza, sabiendo que Dios nos ama y desde su amor ha permitido que su Hijo Jesucristo se ha sacrificado por nuestra salvación y tengamos vida en abundancia.

3) Lectura del Evangelio de San Marcos 13:1-8
- Cristo ha estado orando y enseñando en el templo, pero al salir de ese lugar uno de sus discípulos en lugar de meditar en lo predicado por su Maestro como sucede en la actualidad, siempre hay personas que ponen su confianza en las estructuras materiales, que piensan que en esos grandes edificios es que esta encerrada la salvación y se quedan hasta idos y no hacen nada creyendo que admiran la voluntad de Dios, mientras que la voluntad de Dios es otra.

- El discípulo le va a decir a Jesús, pero mira Señor: “Que inmensas piedras y qué construcciones”. El discípulo, esta admirado y cree que eso es lo verdadero, como muchos cristianos que creen que entre más grande es el edificio o esta más lleno de belleza estética o tiene oro, o paredes de mármol, es que es del agrado de Dios, aunque los pobres de alrededor se mueran de hambre o no tengan un lugar digno donde reclinar la cabeza, y es por eso que Jesús le hace ver, que la confianza no se pone en las cosas hechas por los hombres, que todo eso desaparece y no queda nada, sino lo que Dios nos da.

- Nuestro Señor hoy se ha sentado sobre el monte, en frente del templo que ha construido Salomón, él compara las maravillas hechas por Dios y la obra hecha por el hombre, y en ese instante es que Pedro, Santiago y Juan, como muchos de hoy viven en preocupación de cuando es el fin del mundo y hasta inventando fechas, y otros infundiendo miedo con tal de conseguir adeptos para su grupo, en lugar se vivir en paz, sabiendo de que Dios es amor.

- Los discípulos quieren saber cuando va a ser el fin del mundo, Jesús les contesta, que no se dejen engañar, que vendrán muchos diciendo ya viene el fin del mundo, que ellos son los enviados por Dios, los que tienen la verdad; pero que además habrán muchos signos como las guerras, lo terremotos, pero que todo eso solo son parte de las primeras señales, por lo tanto hay que vivir no como estamos de vacaciones, ni inventando la frase que todo es playa, debemos actuar con responsabilidad, sabiendo que el amor de Dios es justo y nosotros debemos de vivir haciendo el bien, por medio de la justicia y fundamentado en la verdad.

- No hay que tener miedo, solo seamos personas de fe, vivamos con plena seguridad sabiendo que somos hijos de ese Dios que es amor y si lo amamos debemos de estar preparados para ese encuentro, pero sin miedo, sino llenos de alegría, sabiendo que en cualquier momento y lugar dios nos puede llamar.
Tags

plantillav5
plantillav5 SÍGUENOS EN NUESTRA FANPAGE
Patrocinador
sponsor
footer container